¡Envíanos tu artículo!

Escribe lo que quieras y como quieras, sobre cualquier tema que te interese.
¡Comparte tu información con todos los lectores!
Envíalo a: alas.social@gmail.com
Y dinos con qué nombre quieres firmarlo (real o inventado)

¿De qué quieres que hablemos?

Si quieres información sobre algún tema en concreto, dínoslo en el mismo email y escribiremos sobre ello.

La información y las opiniones vertidas en este blog, tanto en las entradas como en los comentarios son obra exclusiva de su autor.

martes, 14 de febrero de 2012

El azur del oro


El azur del oro (1967)




En "El azur del oro" se dan todos los elementos que caracterizaron la etapa más vanguardista y surrealista de Miró. El uso del color, que configura y llena de luz su particular mundo, y en el que se dan cita aquellos elementos que siempre formaron parte de su peculiar iconografía: la mujer, el hombre, las estrellas, el sol, la luna, el vuelo de un pájaro que atraviesa de derecha a izquierda la pintura… Siempre reducidos a signos, pero siempre reconocibles, símbolos universales que habitan en un espacio interestelar, etéreo, cósmico, creado por la propia profundidad que genera la disposición de los colores. Así, sobre un fondo amarillo, dispuesto casi como un pan de oro medieval, dispone, apenas esbozados, los trazos negros de las figuras, el azur (¿del sol?) y dos toques de verde y rojo que resplandecen como dos piedras preciosas.

Se ha hablado siempre de la vocación poética de la pintura de Miró, bien podríamos decir que es un poeta que escribe pinturas o un pintor que pinta poemas, pinturas-poema no para ser leídas, sino para ser contempladas.

Poesía-pintura, en el que los signos serían versos y las rimas los colores, dejando que sea la lectura de todos los elementos la que permita a cada cual interpretar la obra en su conjunto, dejando muchas veces el significado en meras sensaciones de colores.

Fortuitamente me he encontrado este verso en Internet…


"El oro se dispersa
y el hombre sin manos
atrapa el vasto azul con su cola
¿Has acaso visto alguna vez semejante
azulación del oro?

Entre tanto oro
el hombre de la larga cola
se emborracha de azur"


Miró jugó, casi mejor que nadie, con la Sinestesia. Podríamos decir que la sinestesia, del griego συν, 'junto', y αἰσθησία, 'sensación', es, en retórica, estilística y en neurología, la mezcla de varios sentidos. Un sinestésico puede, oír colores, ver sonidos, y percibir correspondencias entre tonos de color, y tonos de sonidos.

Miró nunca dejará de jugar con esta idea.

En realidad el sentido lúdico estuvo siempre muy presente en su carrera, el mismo título de este cuadro "El azur del oro", no deja de ser un juego, poético, de palabras entre la idea y la representación que hace del sol y del cielo, un juego de palabras y de colores.

Un juego traducido a un lenguaje que poco a poco fue simplificando más y más, pero siempre espontáneo, casi ingenuo. Un juego que fue en su simpleza universal, y en su abstracción bello.

He encontrado también un texto de Octavio Paz que resume muy bien muchas cosas…

“Desde el Renacimiento, la historia del arte fue la de un aprendizaje: había que dominar las reglas de la perspectiva y la composición. Pero al despuntar el siglo XX esos cuadros perfectos comenzaron a aburrir a los hombres. El arte moderno ha sido un desaprendizaje: un desaprender las recetas, los trucos y las mañas para recobrar la frescura de la mirada primigenia.

Uno de los momentos más altos de ese proceso de desaprendizaje ha sido la obra de Miró. El artista, quizá, es un mago, no un prestidigitador. Pero el núcleo central de la obra de Miró seguirá asombrando por su fantasía, su descaro, su frescura y su humor. Wordswoth decía que el niño es el padre del hombre. El arte de Miró confirma esta idea. Debo añadir que Miró pintó como un niño de 5.000 años de edad. Prehistoria, Un arte como el suyo es el fruto de muchos siglos de civilización, y aparece cuando los hombres, cansados de dar vueltas y vueltas alrededor de los mismos ídolos, deciden volver al comienzo”.


La historia de un viaje. No en el espacio, sino en el tiempo: el viaje del adulto que somos hacia el niño que fuimos y nunca debemos dejar de ser.


Fasskos.
votar

6 comentarios:

  1. Miró será un gran artista, no lo pongo en duda, pero como NO entendido en arte, yo ahí lo que veo es un dibujo que hasta un niño de cinco años podría haber hecho, aunque un niño probablemente no le de esa rebuscado explicación poética... Eso sí,los colores son bonitos y el cuadro en sí, gusta, pero vamos, que no pagaría ni un durete por él, por más que sea de Miró. ¿Dónde están los verdaderos dibujantes y pintores que son capaces de hacer algo que el resto de los mortales no podríamos?...Es solo una opinión de alguien, que no sabe de arte...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es evidente que no sabes de arte, con solo leerte... El arte no es dibujar "bien", es comunicar, es transmitir... Y créeme que ni tú ni un niño de cinco años sabrían hacer lo que Miró hacía. Entiendo que es la ignorancia la que habla, que lamentablemente, no conoce el silencio...

      Eliminar
  2. Agradezco, en primer lugar, y como autor del presente artículo, tu opinión.

    En segundo lugar me permito sugerirte dos cosas: te animo a ser el Miró del siglo XXI, (y salir de tu anonimato).Y te animo también a que leas y te informes antes de opinar, seguramente sea la mejor manera de tener algo interesante que opinar y que compartir

    ResponderEliminar
  3. Quizás a lo que se refiere Anónimo en su comentario es que el arte que le gusta es el que aparecen figuras humanas, paisajes y otras cosas "más realistas"... ese es el arte más fácil de entender por la mayoría de la población, lo cual no quiere decir que se exprese más o menos con el arte de Miró. Pero hay que tener un poco más de preparación quizás para entenderlo, que yo tampoco tengo, pero lo que tengo claro es que nunca me atreveré a quitarle mérito a algo que no conozco porque seguramente esté metiendo mucho, mucho la pata.

    ResponderEliminar
  4. Pues yo tampoco entiendo de arte, pero veo ese cuadro y digo: me gusta, lo tendría en mi salón. Lo haya hecho Miró o un preescolar, me da igual. Si además ese cuadro esconde algo más que una estética, pues encantada de saberlo y comprender la obra.

    ResponderEliminar
  5. Hola. Yo solo estudie historia del arte en bachiller y del surrealismo nada de nada. Me llama la atención las obras de Miro porque me transmiten felicidad y ensueño. Son vivaces. Todo esto es sentimiento expresado, nada mas. Paso todos los días por un pasillo del edificio donde trabajo para ver esta pintura. Un compañero la ha reproducido en óleo pero sin dibujar la figura humana ni el pájaro. Omite cosas. Tengo que hablar con el porque me pica la curiosidad de saber el motivo. El otro dia mirando cuadros de Miro resulta que me encuentro " el Azur del oro" y me quede impresionado. Ese cuadro que me cura de males cada vez que lo veo a través del cristal de una oficina y todavía no se porque. Para saber porque he empezado a leer un poco sobre esta obra. Me voy a mojar, aunque lo hago solo para saber si puede haber alguien que SIENTA lo mismo. Veo una mujer inmóvil donde un hombre quiere demostrar su amor a la fertilidad ( el poderoso azur que esta latente y vivo) rodeado por estrellas en distinta profundidad y el vuelo romántico de un pájaro que demuestra libertad. La profundidad del amarillo invita a movernos, nos anima a interactuar. Quien fuese Miro por un segundo para pensar su poesía mientras pintaba este cuadro. Ver este cuadro es como empezar un dia soleado con ganas de salir de casa. Perdonar que sea tan explícito. Un saludo y gracias por dar ideas que me ayuden a entender mejor este cuadro. Es una meta que sin saber porque tengo pendiente y lo que mas me sorprende es que siempre me espera en el pasillo como un aliado que me enseña.

    ResponderEliminar